Archive for 29 junio 2009

Creatividad para definir el pensamiento lateral

Impresionante vídeo que mezcla una definición del pensamiento lateral por parte de Edward De Bono con las palabras gráficas que fluyen durante el discurso.

Decir que se mantenga la inversión publicitaria en épocas de crisis es anticuado

Leemos en Brandlife un artículo interesante sobre un informe publicado por LONDON ADVERTISING y TEXTAPPEAL.

Los libros de texto de marketing dicen que, en tiempos de crisis, lo mejor es mantener la inversión publicitaria para salir reforzado al final del túnel. ¿Pero qué pasa con la efectividad de esa publicidad? London Advertising, una agencia de reciente creación, acaba de presentar un informe en colaboración con Textappeal que pone en entredicho esta afirmación porque, según dicen, está totalmente alejada de la realidad del paradigma actual.

“El talante típico de agencias publicitarias y agencias de medios se basa en sacar a relucir informes que nos cuentan que, gracias a que Kellogg’s mantuvo su inversión publicitaria durante la época de crisis del 29, son hoy líderes de mercado. Hasta The Economist concluye que el cliente tiene que mantener su inversión en publicidad. ¿Qué van a decir si viven de ese sistema?”, especifica el informe llevado a cabo por la agencia.

Según London Advertising, no es razonable pretender que los anunciantes mantengan la misma inversión. Las circunstancias de la economía actual obligan a congelar el presupuesto para mantener liquidez. Por eso piensan que no nos estamos centrando en lo que importa de verdad: “tenemos que maximizar la efectividad del descenso en inversión”.

Para defender su teoría, la agencia ha tomado ejemplos de una serie de campañas en más de 40 países de todo el mundo.

“Esta es la primera crisis global en la era de internet. Diferentes países han reaccionado de diversas maneras dependiendo de su historia y su cultura. Pero todos han demostrado una habilidad común para innovar”, explica Michael Moszynski, CEO de London Advertising.

Según Moszynski, las agencias tradicionales no están preparadas para operar de manera eficiente en este nuevo paradigma. “Son como los retailers antes de internet. Tienen grandes redes que no les permite aprovechar las nuevas ventajas que ofrece internet”.

Estas son algunas de las conclusiones más significativas del estudio. La investigación completa estará disponible próximamente:

¿Cómo están respondiendo las marcas a las presionas económicas?

(i) Lo niegan

En algunas partes de América del Sur, todavía vemos una negación de la realidad.

En Argentina, por ejemplo, Epson se ha mostrado poco sensible en una campaña al mostrar cómo una máquina multitaksing puede eliminar 2 de cada 3 empleados.

Wal-Mart, en cambio, lanzó inteligentemente una campaña en la que comunicaba a sus clientes que no se tienen que preocupar por el futuro, ya que los ahorros que significa comprar en su tienda les permitirán gastar sin problema.

(ii) Buscan un culpable

En Francia una línea aérea low cost creó una campaña con el eslogan Date prisa y compra los billetes o se lo llevaran los banqueros.

El TGV francés propuso a sus clientes aprovecharse de la nueva ruta a Ginebra para evadir impuestos franceses.

En Polonia ING echó la culpa de la crisis de manera humorística al Gobierno con una serie de parodias protagonizadas por un primer ministro ficticio. Fue una de las campañas más comentadas en la historia del país.

(vii) Optimismo

i. El optimismo americano se resume perfectamente en los anuncios Happiness Factory de Coca-Cola.

¿Cómo podemos aprender de marcas que han convertido la crisis en una oportunidad?

1. Identifícate con los tiempos

a. Menos es más
La marca de diamantes De Beers lanza el eslogan Menos, pero mejores cosas.
b. Consumo discreto:
Las personas todavía compran el lujo pero muchos prefieren hacerlo desde casa.

2. Convierte lo ecológico en ganancias

Muchas marcas en el sector de automoción y energético son ahora líderes de mercado gracias a los ahorros que la ecología ha traído.

Tres ejemplos:

a. La industria de la automoción- Promoción universal de los ahorros de eficiencia.
b. Eni energy, Italia- Promociona activamente cómo sus clientes pueden utilizar un 30% de su producto.
c. Fiat Eco Drive- una campaña brillante de AKQA que ayuda a cambiar el comportamiento del consumidor.

3. Empatiza con tu cliente

El mejor ejemplo que hemos descubierto es de Carrefour en España, que lanzó un grupo de presión.

4. Haz marketing en un país para vender en otro

eBay aprovechó la devaluación de la libra esterlina para promocionar su página británica en el resto de Europa.

5. Busca clientes nuevos

En épocas de crisis los clientes cambian sus hábitos y están abiertos a realizar cosas que no hacían antes. McDonald’s lanzó McCafe para desmitificar el consumo de café. Lanzaron una campaña online para que los usuarios pudieran ayudar a sus amigos “a desintoxicarse de sus costumbres snob de los consumidores de café” con el fin de arañar cuota de mercado a Starbucks.

6. Las grandes ideas aún triunfan
La Oficina de Turismo de Queensland difundió una acción de publicity llamada ‘El mejor trabajo del mundo’, que generó 70 millones de dólares en publicidad gratuita. La comisión australiana creó una película con Baz Luhrman y Nicole Kidman para promocionar indirectamente Australia. Costó muchísimo más y no generó ni de cerca el mismo nivel de publicity.

Nudge o la filosofía del empujoncito

Nudge bookEn un post del 10 de marzo 2009 ya hablamos sobre la filosofía “Nudge” (ver post). Aquí  detallo otro buen ejemplo de aplicación de la filosofía Nudge que aparece en su libro:

En Chicago existe una curva muy peligrosa que ya ha provocado muchos accidentes. Una de las fórmulas que las autoridades de la ciudad han hallado para mover a los conductores a bajar la velocidad ha sido pintar unas líneas perpendiculares a la carretera que están cada vez más juntas según se acerca la curva. El efecto visual te hace creer que vas cada vez más rápido y el conductor baja la velocidad, evitando así que se tome la curva demasiado rápido.

curva chicago nudgeChicago ha hecho algo que no le ha costado nada de dinero extra, y simplemente señalizando con un enfoque distinto les da un nudge a los conductores animándoles a bajar la velocidad.

La solución típica (en España, por lo menos) fácil hubiera sido crear un nuevo reglamento, sembrarlo todo de radares, subir las multas o apostar un policía, en definitiva criminalizar a los conductores y hacer que los costes se disparen.